Este lunes no más de mil personas (se esperaban 50.000) se movilizaron hasta el Congreso para “defender” el matrimonio con “una mamá y un papá”. Tal convocatoria fue realizada por la Alianza Cristiana de Iglesias Evangélicas de la República Argentina y por la Federación Confraternidad Evangélica Pentecostal que llamaron a rechazar el proyecto de matrimonio para personas de un mismo sexo argumentando que gays y lesbianas queremos el derecho al matrimonio para legalizar luego “la poligamia, el incesto, la zoofilia, la pedofilia, la necrofilia y otras perversiones por el estilo”.

Semejante injuria mereció una denuncia de la Federación Argentina de Lesbianas, Gays, Bisexuales y Trans ante el INADI y, para mi gusto, una denuncia penal que no se debería hacer esperar. Es, lisa y llanamente, incitar a la violencia. Cualquier demente puede salir a la calle a punta de pistola, con el fin de matar gays y lesbianas, porque “así me lo enseña mi pastor”. ¿Qué se puede hacer con seres “abominables” sino eliminarlos de la faz de la tierra?

Esta gente “evangelista” es la misma que fue sorprendida por Telenoche Investiga cuando vendía a sus incautos fieles, el famoso “óleo sagrado traído de Jerusalén con que se lavaron los pies de Cristo” y en realidad eran botellas de aceite de girasol “Patito” que los “pastores” compraban en las góndolas de un supermercado de Villa Caraza. Todo filmado por cámara oculta.

Los mismos que consideran satánico el rock y no festejan los cumpleaños (¡¡¿¿…??!!) y venden al mismo tiempo, cruces con “piedritas del Monte Gólgota” o relicarios con astillas del supuesto poste en que fue crucificado Jesús. (Esta gente sí que tiene la posta).

Yo conocí sus “templos” y la recaudación del diezmo entre personas muy simples, dineros que se invertían en pagarle el “sueldo” al “Pastor”, en su casa y en el auto 0K con que se movilizaban (‘necesario para atender fieles’, me respondían).

Una verguenza de cuentos chinos e inventos increíbles para cazar gente vulnerable psicológicamente: sectas de explotación y manipulación. Recaudadores de los últimos centavos de los pobres.

Verdaderos simios de la ignorancia: no les eches alpiste ni maíz, con maníes alcanza.

This entry was posted on 4 de junio de 2010 at 13:13 and is filed under , , , , . You can follow any responses to this entry through the comments feed .

11 comentarios

Dios mío... Ya que estamos...
Tengo una indignación reprimida que no sé cómo canalizar. Ni las palabras alcanzan, ni los gritos, a veces me fatigo sólo de intentar hacer valer mi posición respecto al tema con gente que no es ni evangélica, ni pentecostal, ni cree en Santa Gilda...cuánto más con todos estos seres tan aferrados ciegamente a sus creencias...
Admiro tu militancia, querida Maga, porque hace falta una energía y una paciencia suprahumanas...

Te mando muchos besos...

4 de junio de 2010, 13:23

Pd. Ilustración magistral.

4 de junio de 2010, 14:05

Gracias, querida Ophelia.

Ante la indignación hay que hacer algo: trabajar por alguna causa que trascienda lo meramente personal y nos abarque a todos. Muchas veces, las 'energías y paciencia' protestan, pero es la tarea que hemos elegido.

A l@s amig@s europeos y americanos ¿cómo operan estas sectas religiosas en sus países?

Un beso...

5 de junio de 2010, 3:36

Se esperaban 50.000 pero no hubo más de 1.000. Es un dato tranquilizador dentro del patetismo que encierra equiparar el matrimonio entre personas del mismo sexo con no sé cuántas perversiones horribles. Por más vueltas que le he dado para encontrar alguna coherencia en quienes se oponen a algo tan sencillo, inofensivo y coherente, no la he podido hallar. No hay soluciones para callar esas bocas mientras no sea una práctica legal y mundial la de considerar en las mismas condiciones a todo tipo de parejas y además que pase mucho tiempo y se haga normal. Sólo queda esperar y mover a la reflexión (hay quien tiene cabeza solamente para llevar pelos en ella). Un abrazo.

5 de junio de 2010, 4:54

Si no fuera por el daño tan terrible que hacen los fanatismos, me partiría el culo de risa.

5 de junio de 2010, 6:03

¿No os parece que alegando estas razones para prohibir el matrimonio homosexual, es como un último recurso, un recurso disparatado ante la imminencia de la aprobación de la Ley? A mi me suena, a gastar el último cartucho, porque estas declaraciones no tienen ni pies ni cabeza.
No sé si reirme o indignarme...

5 de junio de 2010, 7:28

No es por darles la razon, que por otro lado me resultan tan primitivos que ni de quitarsela tengo ganas, pero respeto a lo de la poligamia que dicen:

En condiciones reales de libertad y de igualdad, ¿por que una persona no podra casarse con tantas como quiera?. Y con quienes esta persona se case, ¿por que no podran a su vez casarse con tantas como ellas quieran? Quiero decir: el matrimonio ya no es la institucion que fue antaño, no ocupa el lugar de antaño, no realiza las funciones de antaño, y es que esta no es la sociedad de antaño, aquella sociedad que se organizaba en torno a relaciones matrimoniales-familiares jerarquizadas en funcion del sexo/genero y etcetera.

Hoy el matrimonio es...es...no sé muy bien, pero se casan dos personas que mantienen un vinculo sexoafectivo, no?. Pues lxs hay que lo mantienen con mas de una persona. ¿Por que no podran casarse con todas ellas si les hace ilusion?

En realidad: ¿que sentido tendra el matrimonio hoy en dia? Habria que abolirlo.

Respecto al resto de practicas, comportamientos o relaciones sexuales que señalan, tambien tendria mucho que puntualizar. Seguro que finalmente no coincidiriamos en los limites en los que yo creo y los que pretenden ellos. Pero es otro tema.

En fin, que creo que esta gente y yo coincidiriamos en algunos puntos sobre el futuro. Solo que si ellos temen que suceda, yo deseo que pase. Es lo suyo: ellos creen y defienden el mundo que fue y se esta acabando, yo creo y defiendo el mundo que parece estar naciendo. Normal que los enfrentamientos sean duros.

Ale, pues eso: duro con ellos

6 de junio de 2010, 3:56

Aquí la misma iglesia católica que pone el grito en el cielo con el matrimonio homosexual, que se lanza a la calle en manifestaciones en defensa de la "familia", es también golpeada una y otra vez con nuevos y espeluznantes casos de pederastía y abusos sexuales. ¿quién es el depravado? -.-

Para ponerte un caso curioso XD, un concejal de Mallorca, un hombre "honorable" del Partido Popular (partido derechista), padre de familia (de 5 hijos, como buen miembro del Opus Dei), que salía indignado en las manifestaciones contra el Matrimonio Gay, XD resultó visitar con frecuencia prostíbulos gays y no contento con eso, los pagaba con el dinero del ayuntamiento, ¿? XDD. Qué cojones.

6 de junio de 2010, 10:39

Cuanto miedo me dan estas cosas. Y lo peor aún es que están a la orden del día.

Un abrazo

6 de junio de 2010, 11:52

Hay que darles "manises"... para estar a la altura de la brutalidad. Al menos se planteó la denuncia frente ala Inadi.
Genial post.
Saludos :)

10 de junio de 2010, 17:51

hummm, Saben me parece que como ustedes piden libertad para expresarse, tambien deben respetar las marchas pacificas que hacen los evangelicos. Ah y otra cosa ustedes ponen a los evangelicos como monstruos, es verdad que algunas iglesias solo sirven para hacer daño a las personas en vez de darles " santidad" con sus doctrinas erradas, pero hay otras iglesias de sana doctrina, como es el Movimiento Misionero Mundial, la cual tiene una sana doctrina, y asi otras iglesias con sana doctrina, y les aseguro que se sorprenderian con el testimonio del Hermano Fernando Ñaupari, quien fue homosexual, luego trans, se prostituyo en otros paises, se caso, pero aun asi no era feliz, y se seguia prostituyendo, hasta que un dia le entrego su vida al Señor, y todo cambio, ahora nuevamente es hombre, porque nunca lo dejo de ser, tienen que aceptar que aun les queda algo de hombres muy en el fondo, o tal vez muy afuera, Dios les Bendiga mucho, piensen lo que les digo y miren el testimonio.
Bendiciones

27 de febrero de 2011, 16:05

Publicar un comentario