Por suerte  

Posted by La Maga in


“He procurado diligentemente

no reírme de las acciones humanas,

ni llorarlas, ni abominar de ellas,

sino comprenderlas”

Spinoza

Por suerte una

-que es tan común, como la gente común-

Por suerte una, repito,

No tiene que rendir examen, ni cuentas, ni ofrendas...


Por suerte una no es un acopio de heroísmo

Sino apenas un formidable manojo

De emociones, que a veces llora,

Tose,

Estornuda,

O tiembla.


A la hora de desmitificar, digamos,

Que una es perfectamente humana

Implacablemente humana, como vemos.

Que bien puede padecer escorbuto

Gemir

O desdecirse

Caer y recomponerse

Y reír a largo plazo.


Por suerte una recoge estrellas

Paga cuentas de luz

Y olvidos.


Por suerte no hay nada que justificar

Ni por qué exponer el corazón o lapidarse.

Porque una, finalmente, se orina en los “infiernos”

En la pira de los incendiarios

Y en la probidad de los infames.

Por suerte una tiembla

Abraza

Acaricia

Extiende una mano

La aparta


Se equivoca

Y auto-redime...


Por suerte una es enteramente imperfecta

Y sabe que no hay “dioses juzgadores”

-ni pretendedores de “perfecciones”-


Por suerte,

Ser enteramente humana,

Me libera de ciertos “Dioses”...



This entry was posted on 24 de septiembre de 2009 at 5:48 and is filed under . You can follow any responses to this entry through the comments feed .

6 comentarios

Querida Maga... Magnífico como siempre... Ud. debería darme clases... De veras, nunca sé cuándo detenerme... Me gusta su estilo...
Besos...

24 de septiembre de 2009, 9:11

Gracias Ana...tal vez escuchar el 'tempo' del relato y las propias intuiciones nos detengan en el final más adecuado...'Entre cientos de llaves, está la llave'...

Otro beso.

24 de septiembre de 2009, 12:55

Impresionada... y solo he leido el comienzo... Me encanta este Ciber-Cosmos.Volveré.... y tanto. :)

25 de septiembre de 2009, 19:36

Cuando quieras Fátima...el fuego está encendido para quienes vienen llegando.

Un beso.

26 de septiembre de 2009, 3:38

Excelente escrito.

"Por suerte no hay nada que justificar

Ni por qué exponer el corazón o lapidarse."

Llegué desde lejos, y me encantó lo que leí.

Y bueno, la intro con Spinoza, "Nadie sabe lo que un cuerpo puede", me pudo.

Saludos, y mucha suerte.

7 de abril de 2010, 6:18

Tu poema, sinceramente; enamora. :)

22 de marzo de 2016, 12:56

Publicar un comentario