Los niños como rehenes  

Posted by La Maga in , , ,


El debate sobre el matrimonio entre personas del mismo sexo discurre, ahora, por la insidiosa argumentación de prohibirlo en aras del “interés superior del niño” . Como si no existieran ya, cientos de miles de familias homoparentales con hijos adoptados o fecundados por inseminación artificial o simplemente hijos propios, nacidos de vínculos heterosexuales anteriores. Porque esta ley, aclaremos, NO concede el derecho de adoptar. Nosotros YA gozamos de ese derecho : Todo homosexual o lesbiana mayor de 35 años, puede hacerlo, pero individualmente y no como pareja. Esta es la diferencia con los padres heterosexuales casados.

En Argentina, ya existen niños de primera clase y otros de segunda, discriminados.

No estar casadas perjudica gravemente a nuestros niños : si una de las madres fallece, la criatura y la madre sobreviviente no tienen garantizada la continuidad del vínculo. ¿Qué ocurre si ante fallecimiento aparecen parientes biológicos de la fallecida que se disputan la tenencia?

Los niños tampoco tienen garantizada la herencia si su mamá no biológica falleciera. Tampoco pueden hacer uso de su obra social, su pensión o la continuidad del vínculo en caso de separación de la pareja. Las madres no biológicas no tienen acceso a licencia laboral por atención de familiar enfermo que les permita cuidar a su hijo, la posibilidad de viajar fuera del país con ellos o los permisos de ingreso a terapia intensiva.

Que una madre los retire del colegio autorizada por la otra madre como si se tratase de un vecino ¿no es humillante? De estos pequeños actos cotidianos se revelan las crueles desigualdades.

Otro argumento homofóbico es aquel que, justificándose en el presunto “interés superior del niño” impone como ineludible la doble imagen ‘paterna y materna’ o el binomio ‘masculino y femenino’. Pregunto: ¿Y la enorme cantidad de hijos de madres solteras o padres viudos?

A cinco años (2.005) de sancionarse la ley que permite el Matrimonio en España no hay NI UN SOLO dato estadístico o científico que certifique la tan temible ‘desintegración de la familia tradicional’ o ‘el fin de la procreación y la especie’. No hay daño psicológico ni biológico en los niños, como si la homosexualidad se tratase de un virus maligno y contagioso que hay que ‘extirpar’. Ya ven, señores senadores, todos nacimos de padres heterosexuales y sin embargo, no nos han ‘contagiado’ la heterosexualidad. La orientación sexual y la identidad de género humana no se hereda como los ojos azules o el pelo rubio.

Se trata del mismo amor y, en verdad, cuando dos mamás o dos papás deciden serlo enfrentan el triple de trabas jurídicas, obstáculos burocráticos y desigualdades que los niños de padres heterosexuales no tienen.

Ojalá los señores Senadores tengan en cuenta estas reflexiones a la hora de votar. No creo que ingresen a este Blog. O tal vez, sí. ¿Quién lo sabe? Sin embargo te pido algo: Si en tu casa, con tu familia, amigos o desconocidos se plantea el debate, nútrete de lo que aquí escribimos y difúndelo.

Hay mucho trabajo por hacer.

This entry was posted on 9 de mayo de 2010 at 8:00 and is filed under , , , . You can follow any responses to this entry through the comments feed .

14 comentarios

Desde luego, queda mucho trabajo por hacer. Magnífico texto.

Un saludo.

9 de mayo de 2010, 9:04

Gracias, Morgana:

Muchas lesbianas y mamás españolas nos leen. Ellas nos ilustran con su ejemplo.

Remarco lo importante de informarnos, nutrirnos de argumentos y estar preparad@s para debatir en todos los ámbitos: el hogar, las oficinas, la universidad, una cola de banco...

Autorizo que este post pueda ser copiado y difundido (con cita de la fuente) por quien lo considere necesario.

Un abrazo.

9 de mayo de 2010, 9:35

Quiero aclarar: No soy mamá, pero me pongo en el lugar de quienes sí lo son. Miles de parejas de gays y lesbianas discriminados, como sus hijos a quienes presto mi voz y con quienes me identifico.

Es lo mismo que pido a las personas heterosexuales, que hagan el esfuerzo de empatizar con nosotros, que se pongan en nuestro lugar y tomen consciencia de las enormes desigualdades que sufrimos, nuestras parejas y nuestros niños.

Este es nuestro propósito.

9 de mayo de 2010, 10:04

pues será que está demostrado que la familia tradicional no hace daño, hay que joderse. Cuántas personas desgraciadas por culpa de una institución familiar arcaica, tradicional y castradora de lo afectivo. Y ahora nos venden que lo importante es tener padre y madre, pero cuánta hipocresía, lo importante será tener quien te quiera y quien te proteja y quien te haga feliz en lo posible.

9 de mayo de 2010, 11:03

el mismo debate se planteo en España cuando se debatió la ley, qué poco originales.. el argumento queda claramente desbaratado con las miles de trabas que pasan las parejas homo para adoptar o pasar un proceso de inseminación cuando otros se toman la maternidad/paternidad tan a la ligera...

9 de mayo de 2010, 14:06

Hola Maga, un post muy oportuno...

Totalmente ciertos los argumentos que mencionas, mi mujer y yo tenemos una hermosa bebé, yo dejé de trabajar para poder lograr nuestro sueño (requería reposo durante los 9 meses), y aunque a mi mujer le descuentan una fortuna de la seguridad social, ni nuestra hija ni yo podemos acceder a ella, cuando nació nuestra nena, mi mujer no gozó de ningún día de descanso porque para su empresa ella no tendría un hijo, vivimos rogando que nada nos pase ni a ella ni a mí, pues nosotras nos quedaríamos a la deriva, sin casa y sin pensión...ella, sin hija. Y ni qué pensar de la serie de problemas y angustias si alguna de las dos enfermara... Tristemente dependemos de la "buena voluntad" de nuestras familias respectivas, que al no estar totalmente de acuerdo con la familia que hemos formado, es obvio imaginar sus reacciones...

En México desde diciembre que se aprobó el matrimonio entre personas del mismo sexo sólo en el DF, este tipo de debates están a la orden del día, hablan con tanta vehemencia de las bondades de los hijos provenientes de matrimonios heterosexuales, que hace pensar...y entonces porqué tanto niño abusado sexual, física, verbal y psicológicamente en el seno de estos "maravillosos hogares"?? Porqué pretenden ocultarnos y negarnos nuestros derechos más primarios como familia si ya existimos, y además somos familias que luchamos por tener a nuestros hijos, que lo pensamos y planeamos por años...y no son sólo producto de un "accidente"...que leemos y consultamos todo tipo de información para proporcionar a nuestros hijos la mejor crianza y educación posible...y no los traemos al mundo, como "máquina de churros...uno tras otro..."

Es realmente triste...darte cuenta de que a pesar de todo lo que podamos esforzarnos por ser una familia y además ejemplar...para nadie, ni siquiera para los más allegados a nosotras lo somos, por el simple hecho de que no tenemos un papel que se los demuestre...

Un abrazo! =)

9 de mayo de 2010, 14:44

Creo que hace ya mucho tiempo que le matrimonio homosexual no debería ser algo a debatir :/.

¿Por qué? Pues porque el matrimonio no es una unión religiosa, ni moral, ni amorosa siquiera, simplemente es un CONTRATO LEGAL, nos guste o no, XD y se supone que ante la ley (se supone) todos somos iguales, ¿no? Todos tenemos los mismos derechos y las mismas obligaciones como ciudadanos.

¿Entonces cuál es el problema para que se opongan? :S

9 de mayo de 2010, 14:58

El caso que expone Linda, una amiga mexicana, es similar a lo que ocurre en Argentina.

Es muy difícil la aprobación en la Cámara de Senadores, donde hasta la fecha, el rechazo es mayoría.

Por eso escribimos post como éste.

10 de mayo de 2010, 4:53

Completamente de acuerdo con el post.

La uniòn de personas del mismo sexo, y la tenencia de niños ya sea por adopciòn, o cualquier otro medio vàlido, es una realidad preexistente, a la que debe formalizarse y darle legalidad.

Pero, como dijo Schiller, "Contra la estupidez humana, hasta los propios dioses, luchan en vano".

El problema, es la prepotencia, el fanatismo, y la intransigencia que muestran sectores desde ambos lados del asunto.

Es màs fàcil negar y descalificar al otro, que argumentar en forma sensata.

No se preocupe de lo que haga el Senado. Pase lo que pase, el mundo gravita siempre en la direcciòn correcta.

Màs tarde, o màs temprano, las cosas hallaràn su punto de equilibrio. Siempre es asì.

De todas maneras, y aùn siendo heterosexual, me hubiese gustado que se "Legislara", sobre la cuestiòn, modernizando la "Uniòn civi", y quitando cosas como la "cohabitaciòn obligatoria", por ejemplo, que deviene desde cuando una mujer, podìa ser repudiada por no tener hijos, y que tiene consecuencias legales.

Creo que esto es el principio. Es algo.

Saludos

10 de mayo de 2010, 6:40

Totalmente de acuerdo.
Excelente explicación.
Esa excusa infelz es un manotazo más de ahogado de una sociedad que no quiere terminar de aceptarnos.

Saludos,

10 de mayo de 2010, 12:30

Muy buen post.
Adelante!

Beso,
Franco

11 de mayo de 2010, 13:36

si vamos a guiarnos de estudios científicos y estadísticas a la hora de legislar, corre un gran riesgo la familia heterosexual...

no me gusta forzar la balanza ni ponerme fundamentalista, lo que digo es que los argumentos en contra de la maternidad/paternidad homosexual son tan paupérrimos, tan llenos de prejuicios y mentiras, que da susto.

abrazos grandes, querida maga

11 de mayo de 2010, 22:02

Hola Maga, tanto tiempo..

Muy buen post, muy de acuerdo también. Al igual con el post del Vaticano..

Beso, Ara.

12 de mayo de 2010, 7:04

la cuestión es impedir que las personas se amen...

14 de mayo de 2010, 4:04

Publicar un comentario